Cada vez más, los profesionales de People & Culture han convertido el bienestar laboral en una prioridad, un pilar clave para promover la felicidad, la productividad y el compromiso en la empresa. Comprender a fondo qué es el bienestar laboral, y qué implica, es esencial para crear estrategias de bienestar laboral efectivas que impacten positivamente en la plantilla.

Qué es el bienestar laboral

Cuando existe bienestar laboral, los empleados se sienten satisfechos, sanos y motivados. Es por ello por lo que dando respuesta a qué es el bienestar laboral no nos referimos únicamente a la ausencia de afecciones relacionadas con la salud. En este término se incluye todo aquello que afecte, positiva o negativamente, en la dimensión física, mental, financiera y social de los trabajadores. 

En el ámbito laboral, es crucial que el bienestar comparta un enfoque holístico que reconozca la conexión que existe entre todo lo que impacta en la experiencia del empleado. No debemos limitar al concepto a aspectos tangibles como la salud física, sino acoger también la satisfacción emocional, el sentido de pertenencia y la igualdad en el lugar de trabajo.

Todo aquello que impacte en la calidad de vida de los miembros de la organización es susceptible de impactar en el bienestar laboral. Factores como el ambiente laboral, las relaciones interpersonales, las condiciones salariales y los retos, metas y objetivos marcados, entre otros.

Es por ello por lo que definir lo que comúnmente se conoce como salario emocional suele ser una práctica habitual para sentar las bases del bienestar laboral. El salario emocional se basa en destinar recursos y apoyo de cualquier índole a todo aquello que promueva el bienestar integral de todos los empleados.

El salario emocional es toda retribución, no necesariamente monetaria, que redunde en el bienestar laboral. Pensemos que los trabajadores de hoy en día no se mueven únicamente por estímulos económicos, sino por sus ganas de aprender y sentirse valorados. Es por ello por lo que a la hora de definir e implementar tus iniciativas de bienestar laboral debes siempre tener en cuenta si van en beneficio, o no, de mejorar el salario emocional de tus empleados.

La importancia del bienestar laboral

Trabajar el bienestar laboral impacta directamente en la cultura organizacional, derivando en numerosos beneficios para la organización. La importancia del bienestar laboral es innegable:

  • Contribuye a reducir el ausentismo: para aquellos que buscan gestionar el ausentismo, trabajar el bienestar laboral puede ser la solución. Es normal que haya temporadas en las que los empleados experimenten altos niveles de estrés o insatisfacción. En este contexto, los empleados son más propensos a ausentarse de sus labores a causa de la desmotivación. Esto afecta doblemente a la empresa; por la disminución de la productividad y los costos adicionales que genera.

    Cómo promoverlo: prueba a ofrecer días libres adicionales para que los empleados cuiden su salud física y mental. Iniciativas como la semana laboral de 4 días suele funcionar bastante bien en este sentido.

    > Webinar: Qué hay detrás de la semana laboral de 4 días
  • Fomenta la creatividad y la colaboración: los ambientes de trabajo saludables y positivos fomentan la creatividad, la colaboración entre compañeros y el trabajo en base a experimentos. Esto se entiende mejor cuando nos damos cuenta de que los empleados que se sienten cómodos y respaldados son más propensos a proponer nuevas ideas y buscar soluciones creativas a los desafíos, ¿verdad? No olvides que la creatividad y el trabajo en equipo son motores clave del crecimiento empresarial. Priorizando el bienestar laboral, las empresas crean las condiciones para que crezca la creatividad, florezcan las nuevas ideas y se encuentren soluciones que impulsen la mejora continua.

    Cómo promoverlo: organiza sesiones de brainstorming y espacios de trabajo colaborativos. Estos pueden ser entre personas del mismo departamento o, incluso, de áreas diferentes. De esta forma promoverás también el bienestar social entre los miembros del equipo.
  • Refuerza la retención de empleados: promover  el bienestar laboral es un factor clave en la retención de talento. Esto, además de ahorrar costos asociados con la rotación de personal, contribuye a la estabilidad de la fuerza laboral.

    Cómo promoverlo: ofrece a los empleados acceso a programas de desarrollo profesional, becas, o tiempo destinado a la formación. Los empleados que sienten que siguen evolucionando y aprendiendo en su trabajo tienden a permanecer más tiempo en la empresa.
  • Aumenta la resiliencia y adaptabilidad frente a desafíos laborales: la capacidad, o las ganas, que un empleado puede tener de adaptarse a nuevos desafíos o recuperarse de chascos, se ve reforzada cuando los niveles de bienestar laboral son altos. Los equipos que se sienten respaldados suelen desarrollar mayores habilidades para gestionar el estrés, haciéndoles más capaces de enfrentarse a desafíos de manera constructiva.

    Cómo promoverlo: organiza sesiones de apoyo en las que los empleados tengan la oportunidad de compartir aspectos de su trabajo que les gustaría mejorar. Estas sesiones no solo sirven de desahogo para aquellas personas que comparten preocupaciones laborales, sino de punto de encuentro entre personas que necesitan resolver una problemática y personas que saben cómo hacerlo.
  • Mejora la reputación y por tanto ayuda a atraer talento de calidad: promover el bienestar laboral dentro de las organizaciones indirectamente mejora el employer branding. Teniendo en cuenta que nos encontramos en un mercado laboral competitivo, donde existe una constante guerra por el talento, priorizar el bienestar es destacar. Pensemos que los profesionales de hoy en día no solo buscan salarios competitivos, sino también un ambiente laboral que promueva la conciliación, el desarrollo profesional, y la experiencia del empleado.

    Cómo promoverlo: ofrece a los empleados la posibilidad de participar en iniciativas comunitarias dentro del horario laboral. De esta forma contarán con un espacio en el que podrán hacer actividades que les permitan sentirse mejor consigo mismo sin tener que sacrificar tiempo de su vida personal.
  • Mejora el rendimiento laboral: uno de los aspectos que más se destacan por su increíble respuesta al aumento del bienestar es el rendimiento y la productividad. Cuando un empleado se siente valorado, apoyado y escuchado, su compromiso en el trabajo aumenta. Además, encontrarse en un entorno laboral que genera bienestar impulsa lo que se conoce como motivación intrínseca. Esta motivación intrínseca deriva en una mayor dedicación en las tareas asignadas.

    Cómo promoverlo: implementa programas de reconocimiento a empleados, estilo kudos, para celebrar los logros y el buen trabajo. Cuando los empleados sienten que su trabajo es reconocido y valorado, no solo se sienten más motivados, sino más comprometidos para dar lo mejor de sí mismos.

Los 15 indicadores del bienestar laboral: la checklist definitiva

A couple of coworkers at a table celebrate with a high-five

¿Cómo sabemos si nuestra empresa va por el camino correcto hacia el bienestar laboral? Más allá de beneficios tangibles que podamos atisbar, existen una serie de indicadores del bienestar ¿Puedes marcar con una X todas las opciones de la siguiente lista?

 Implementamos programas de bienestar laboral.
 Hay un buen ambiente de trabajo.
Los empleados se sienten valorados y respetados.
Ofrecemos oportunidades de crecimiento y desarrollo profesional.
Existe un equilibrio entre la carga de trabajo y los recursos destinados a ella.
La comunicación dentro de la empresa es transparente y efectiva.
Trabajamos en pro de la cultura del feedback en la que los empleados puedan expresar sus opiniones libremente. 
Existen relaciones colaborativas entre compañeros y managers.
Los empleados son capaces de percibir que el trabajo que llevan a cabo tiene un impacto positivo en la empresa.
Los empleados cuentan con un equilibrio real entre la vida personal y laboral, brindando condiciones adaptadas a las necesidades individuales de cada persona.
Existe flexibilidad en cuanto a la modalidad de trabajo.
Se brinda apoyo a los empleados cuando se encuentran en situaciones de dificultad.
Hay estabilidad laboral, sin un nivel de rotación muy marcado.
Existe una cultura de diversidad e inclusión.
Existe transparencia en cuanto a la gestión económica y financiera de la empresa.

Existen iniciativas de bienestar laboral que los profesionales de People & Culture pueden implementar para promover un ambiente de trabajo saludable y mejorar la calidad de vida de los empleados. Sin embargo, si no prestamos atención a si estos indicadores de bienestar laboral son una realidad en nuestro lugar de trabajo no sabremos si estamos promoviendo el bienestar laboral de la forma correcta.

Pero, ¿cómo puedes saber si efectivamente las iniciativas de bienestar laboral están generando un impacto positivo? Para descubrirlo te recomendamos llevar a cabo encuestas de bienestar laboral de forma periódica. De esta manera, podrás comprender el estado del bienestar de tus personas y obtener ideas para mejorarlo.

Los 6 tipos de bienestar laboral

Como podemos apreciar, el bienestar laboral es un concepto amplísimo. Para comprender mejor su significado e importancia, es importante conocer los diferentes tipos de bienestar laboral que existen. De esta forma podremos apreciar cómo cada uno de ellos influye en la calidad de vida de los empleados.

Existen 6 tipos de bienestar laboral:

  1. Bienestar físico.
  2. Bienestar emocional.
  3. Bienestar social.
  4. Bienestar económico.
  5. Bienestar profesional.
  6. Bienestar ambiental.

Bienestar físico

El bienestar laboral físico se refiere al estado físico y de salud de los empleados en el entorno de trabajo. Incluye aspectos como la ergonomía, la seguridad en el lugar de trabajo, la actividad física y la divulgación de estilos de vida saludables.

Cómo promoverlo: para mejorar el bienestar físico de los empleados, las organizaciones pueden implementar diversas medidas. Por ejemplo, proporcionar mobiliario ergonómico a sus trabajadores. También es importante llevar a cabo evaluaciones de riesgos laborales. Al igual que facilitar el acceso a los empleados a instalaciones deportivas, o promover una alimentación sana y equilibrada.

Bienestar emocional

El bienestar laboral emocional se relaciona con el equilibrio y satisfacción emocional de los empleados en su trabajo. Implica que los empleados sepan reconocer y manejar sus emociones en el entorno laboral. En este sentido, es muy importante que los profesionales de Recursos Humanos brinden apoyo emocional a sus personas y promuevan un clima laboral positivo.

Tengamos en cuenta que los trabajadores que se encuentran a gusto en su lugar de trabajo son menos propensos a desarrollar afecciones relacionadas con la salud. Esto previene la aparición de trastornos derivados del estrés o la insatisfacción, tales como la depresión, la ansiedad o el burnout.

Cómo promoverlo: las empresas pueden ofrecer recursos de apoyo emocional. Un buen ejemplo sería la creación de espacios de escucha activa, para ayudar a los empleados a expresar y gestionar sus emociones. Así como iniciativas para promover la resiliencia.

Bienestar social

El bienestar laboral social se refiere a las relaciones y el sentido de pertenencia que experimentan los empleados en el entorno de trabajo. Involucra la calidad de las interacciones sociales, la colaboración y el trabajo en equipo, así como el apoyo y la inclusión en el lugar de trabajo.

Cómo promoverlo: fomentar un ambiente de trabajo colaborativo, promover la diversidad y la inclusión, y fomentar la comunicación efectiva y las relaciones positivas contribuye al bienestar social de los empleados. Esto se puede lograr mediante actividades de team building, eventos sociales o programas de reconocimiento que promuevan la interacción y la conexión entre los miembros del equipo.

Bienestar económico

El bienestar laboral económico se relaciona con la satisfacción y estabilidad económica de los empleados en su trabajo.

Cómo promoverlo: para promover este tipo de bienestar es muy común establecer estrategias de incentivos ligados a objetivos de la empresa. También son muy comunes las revisiones salariales periódicas. A mayores, algunas empresas buscan ofrecer otros beneficios laborales atractivos, como planes de pensiones y seguros de salud.

Bienestar profesional

El bienestar laboral profesional se refiere al desarrollo y satisfacción en la carrera profesional de los empleados. Brindar oportunidades de desarrollo es fundamental para promover este tipo de bienestar laboral.

Esto implica confiar en sus capacidades y permitirles tomar iniciativa, fortaleciendo su bienestar profesional y estimulando las capacidades intelectuales y creativas de las personas.

Cómo promoverlo: en este sentido, las empresas pueden incluir programas de capacitación, formación para actualizar habilidades, mentorías y la posibilidad de asumir nuevos roles y responsabilidades. Además, fomentar la autonomía en el trabajo permite a los empleados tomar sus propias decisiones, aprender de ello y tener un mayor control sobre su propia carrera.

Bienestar ambiental

El bienestar laboral ambiental se refiere a las condiciones físicas y ambientales del lugar de trabajo

Cómo promoverlo: incluye aspectos como la calidad del aire, la iluminación, el ruido o el diseño del espacio. En casos en los que las condiciones no sean óptimas, las empresas pueden considerar alternativas como proporcionar subsidios para la utilización de espacios de coworking o salas de trabajo compartidas. Esto permite a los empleados acceder a un entorno de trabajo adecuado fuera de sus hogares, donde puedan concentrarse y colaborar de manera efectiva.

El panorama del bienestar laboral a través de los datos

  • Al menos 9 de cada 10 empresas han implementado algún tipo de iniciativa relacionada con el bienestar.
  • Siendo el 85% de empresas grandes y el 54% de empresas pequeñas las que de media ofrecen algún tipo de programa de bienestar.
  • Se ha confirmado que el 56% de los empleados que participan en algún programa de bienestar laboral han reportado menos días de enfermedad que los que no tienen acceso a ellos, o no participan.
  • El bienestar emocional sigue ocupando las portadas en las organizaciones. El 33% de los empleados han reportado sufrir algún tipo de estrés en el trabajo.
  • Más del 90% de los trabajadores confirman que el hecho de que la empresa brinde apoyo en términos de salud mental es muy valorado.
  • Además, un 80% afirma que el apoyo a la salud mental es un factor clave a la hora de cambiar de empresa.
  • Esto podría venir motivado por el hecho de que el 77% de los empleados han reportado un incremento en afecciones relacionadas con la salud mental derivadas del trabajo.
  • Y un 25% confirma que se encuentra trabajando en una empresa tóxica.
  • Un 66% de empleados ha reportado trabajar de forma presencial en la oficina por imposición de la empresa, alejado de lo que ellos querrían como trabajadores.
  • Mientras que un 57% de los trabajadores han afirmado que un factor determinante a la hora de elegir empresa en la que trabajar sería el que puedan conseguir un equilibrio real entre su vida personal y laboral.
  • En lo que a bienestar económico se refiere, un 60% de los empleados piensan que la compensación salarial no está subiendo a la misma velocidad que el coste de vida.
  • Además, un 46% de empleados confirma no sentirse conforme con su salario actual.
  • En términos de bienestar social, la inclusión continúa siendo una asignatura pendiente para muchas empresas. El 97% de las empresas aseguran haber realizado algún movimiento para promover la diversidad e igualdad en las organizaciones. Pero únicamente el 37% de los empleados confirman que así haya sido.
  • También en términos sociales, dos tercios de los empleados trabajando en remoto aseguran haber sentido soledad en algún momento. El 17% de ellos aseguran sentirse solos en todo momento. 
  • Un 15% de empleados considera que su manager no se preocupa por su bienestar.
  • Y un 31% considera que la frecuencia en la que tanto su manager como compañeros les felicitan por su trabajo debería mejorar.
  • En relación al bienestar profesional, más de la mitad de los managers aseguran no haber recibido ningún tipo de formación en lo que a gestión de empleados en remoto se refiere.
  • Además, un 29% de los empleados sienten cierta incertidumbre en lo que respecta a su trabajo.
  • Y el 18% de los empleados demanda más oportunidades para mejorar sus habilidades.

El bienestar laboral emerge en las organizaciones como un pilar esencial, impactando directamente en la calidad de vida, productividad y satisfacción de los empleados. Ya que, como hemos explorado, el bienestar laboral no es simplemente la ausencia de afecciones o problemas, sino la presencia activa de los indicadores que fomentan un entorno saludable para los trabajadores.

Es una realidad, a medida que las empresas empiecen a darse cuenta de la conexión tan directa que existe entre el bienestar laboral y el éxito empresarial, se producirá el cambio. En este nuevo panorama organizacional priman la empatía y el compromiso hacia el bienestar de los empleados como estrategias que crean lugares de trabajo que ayudan a los empleados a crecer y trabajar agusto.